Más de 100 mil personas mayores se verán beneficiadas por segundo año consecutivo en el pago de las contribuciones de sus propiedades

El beneficio permite la exención del pago de este impuesto para aquellas personas mayores con ingresos hasta $669 mil mensuales y cuya propiedad tenga un avalúo fiscal no superior a los $133 millones.

La llegada del mes de abril marca para muchas personas mayores tener que pagar las contribuciones de sus propiedades. Sin embargo, desde el año pasado, más de 100 mil personas se han visto beneficiadas, ya sea, con la exención, o no pago, de esta carga tributaria o con la rebaja de un 50%.

La normativa establece que todas las mujeres mayores de 60 años y hombres mayores de 65 años que tengan una propiedad con un avalúo fiscal que no supere los 133 millones de pesos y que reciban ingresos de hasta 669 mil pesos mensuales quedarán exentos del pago de contribuciones. Esta iniciativa beneficia a cerca de 134 mil adultos mayores.

En el caso de aquellos que reciban ingresos entre $669 mil y $1.488.000 y su propiedad también esté avaluada hasta $133 millones, sólo deberán pagar el 50% de este impuesto.

La ministra de Desarrollo Social y Familia, Karla Rubilar valoró que por segundo año consecutivo se repitiera la medida de eximir el pago de las contribuciones, puntualizando que “esta es una gran noticia para los adultos mayores, esto más que una ayuda es un tremendo beneficio que permitirá aliviar sus gastos durante un año tan difícil como este, donde hemos tenido que enfrentar esta crisis sanitaria y el aislamiento social que tanto los ha afectado. Sabemos que no es suficiente, pero también queremos que sepan que seguimos trabajando para protegerlos y para que sean parte importante de nuestra Red de Protección Social”.

El director nacional de SENAMA, Octavio Vergara destacó que “esto permite aliviar de una importante carga económica a muchas personas mayores, que durante la vida lograron adquirir una vivienda, pero que en la vejez se les volvía complejo pagar este impuesto. El objetivo es que ellas permanezcan en sus barrios, con sus vecinos, sus amigos, ya que esto es muy relevante para su calidad de vida”, resaltó Octavio Vergara.

Es importante recordar que para acceder el inmueble debe estar inscrito al nombre de la persona mayor, en el Registro de Propiedad del Conservador de Bienes Raíces respectivo, al 31 de diciembre del año anterior.

La inscripción puede estar a nombre del beneficiario exclusivamente o en conjunto con su cónyuge, conviviente civil o en conjunto con los hijos que hayan sucedido a su cónyuge fallecido.

La iniciativa también aplica en el caso de que las personas mayores tengan dos o más propiedades. Por ejemplo, en el caso de un departamento, con bodega y estacionamiento, cuyo avalúo fiscal total no supere los $178 millones podrán quedar exentos (primer tramo del impuesto global complementario) o solo pagar el 50% (segundo tramo del impuesto global complementario), según sean sus ingresos.

Es importante destacar que el proceso se realiza de forma automática por parte del Servicio de Impuestos Internos (SII), el que informará a cada uno de los contribuyentes que cumplan los requisitos de la exención o el nuevo monto a pagar.

Finalmente, es importante recordar a las personas mayores que está disponible a través del sitio www.senama.gob.cl la Guía de Beneficios Sociales para las Personas Mayores, donde es posible encontrar este y otros beneficios, así como también, diversos planes, bonos y programas que tienen los distintos Ministerios y Servicios Públicos del Estado para este grupo de la población.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *