Fallece Sergio Catalán, el arriero chileno que encontró a los rugbistas uruguayos accidentados de Los Andes

A los 91 años se confirmó la muerte de quien le salvó la vida a 16 de los deportistas tras el accidente aéreo en la cordillera.

Este martes se confirmó la muerte a los 91 años de Sergio Catalán el arriero chileno que logró dar con el paradero de los rugbistas uruguayos que sufrieron un accidente aéreo en la cordillera de Los Andes, en 1972.

La información fue confirmada por “Carlitos Páez” en su cuenta de Twitter, uno de los 16 deportistas sobrevivientes de la tragedia. “Murió Sergio Catalán el arriero chileno que divisó a Nando Parrado. 47 años atrás. Un gran hombre con una gran familia. Le debemos la vida”, así señalaba la publicación del deportista.

Otro de los rescatados, Gustavo Zerbino, publicó en diciembre del pasado año, a poco de cumplirse los 47 años, un mensaje en su cuenta de Twitter: “Gracias a nuestro gran amigo, el arriero Sergio Catalán un ejemplo de solidaridad que hizo 120 Km a caballo para avisar que que había encontrado a 2 sobrevivientes hoy podemos estar vivos 47 años después”.

LA TRAGEDIA

El avión que sufrió el accidente partió el 12 de octubre de 1972 desde el aeropuerto internacional Carrasco en Uruguay. Había sido contratado por el equipo de rugby “Old Christians” para jugar un partido en Santiago contra el equipo chileno “Old Boys”.

El siniestro habría ocurrido por un error de cálculo, el ala izquierda del avión rozó una de las laderas de la montaña lo que hizo que esta se desprendiera al igual que la cola, cayendo dos tripulantes y tres pasajeros.

El resto del fuselaje cayó sobre una montaña y se deslizó por la ladera hasta detenerse en un valle, a unos 3.500 metros de altitud. En ese momento había 32 sobrevivientes, aunque varios estaban malheridos. Tras 72 días en la montaña, fueron 16 los sobrevivientes.

Parrado y Canessa -dos de los sobrevivientes- caminaron durante 10 días para atravesar las montañas hasta que fueron encontrados por Catalán, quien ayudó a rescatar al resto de la delegación.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *